EL ESTRÉS Y NUESTRO CUERPO

Nuestro cuerpo es sabio, y ante una situación de estrés reaccionará.

Pero no sabe si la situación de estrés a la que le estamos sometiendo es debida a que necesitas huir, a que estamos pendientes de que algo suceda, o de si estamos en medio de una discusión.

El cuerpo actuara de la misma manera ante las diferentes situaciones, somos nosotros los que tenemos que aprender a controlarlo.

Ante este tipo de situaciones nuestro cuerpo desencadenara una serie de mecanismos como:

•Activar el sistema nervioso simpático, el cual hará que estemos más activos

•Nuestro corazón estará más alerta debido a un aumento del riego sanguíneo y a hormonas como el cortisol

•Los músculos aumentaran su tamaño debido también al mayor flujo sanguíneo, esto es debido a los instintos primitivos que nos dan la capacidad de huir ante una situación de peligro

•Nuestro sistema digestivo no funcionara correctamente, debido a que la mayor parte del flujo sanguíneo ira a los músculos, como ya hemos citado anteriormente. Esto influirá en que sentiremos nuestro estomago revuelto, y al no digerir bien los alimentos es probable que se conviertan en grasa.

•En los hombres puede darse el caso de que sufran disfunción eréctil, y en las mujeres inapetencia sexual, esto es debido como hemos citado anteriormente a que el flujo sanguíneo se dirige a los músculos y no a la zona genital. Nuestro cuerpo como mecanismo ancestral sabe que ante una emergencia tiene que huir y no es el momento de reproducirse.

Tenemos que aprender a reducir nuestro estrés, el ejercicio nos ayudara a liberar estrés, con el consiguiente beneficio. Un poco de estrés no es malo, puede ayudarnos a mejorar en los entrenamientos y deportes que realicemos, si sabemos controlarlo y dirigirlo bien.

Top